+34 663431128/ +34 600011453 (whatsapp) [email protected]

Según la RAE, la pobreza es la cualidad del pobre, y se define como pobre a todo aquel «que no tiene lo necesario para vivir». Las  necesidades básicas de cualquier persona incluyen un techo, ropa, limpieza o una alimentación apropiada, entre otros requisitos. Pero, ¿cuáles son las causas de pobreza en el mundo?

Los factores que provocan una situación de pobreza son muchos, y desencadenan una serie de consecuencias que, a su vez, retroalimentan la carencia. Por lo tanto, es el pez que se muerde la cola: las causas y las consecuencias de la pobreza van ligadas.

Cuando la población no puede abastecerse ni de comida ni de agua, se dice que se llega a una situación de pobreza extrema. De hecho, el Banco Mundial considera que un ciudadano está en un estado de pobreza extrema cuando sobrevive con menos de 90 céntimos de euro al día. Según la misma fuente, la pobreza extrema está disminuyendo en todo el planeta. Pero, aunque estos datos nos permiten ser optimistas, no hay que bajar la guardia. Dicho esto, vamos a explicar algunas de las principales causas de la pobreza mundial.

Causas de pobreza en el mundo más relevantes

Como ya hemos mencionado, los factores que causan la pobreza son varios:

  • La corrupción: el reparto justo de recursos es un pilar básico para que un estado tenga riqueza económica. Pero, si un gobierno aglutina toda la riqueza en manos de sus gobernantes, el resto de la población tendrá mayores dificultades económicas. En muchas ocasiones además esta situación suele ir acompañada de corrupción en los organismos de seguridad del estado, lo cual provoca el aumento de la delincuencia organizada, un mayor nivel de narcotráfico y consumo de drogas o abandono escolar, entre otras consecuencias.
  • En relación con lo anterior está el reparto desigual de la riqueza, una situación que además empeora año tras año. Actualmente, según el banco Credit suisse, el 1% de la población posee la misma riqueza que el resto del 99% restante.
  • El cambio climático: la economía de muchas regiones de África depende del consumo de los países ricos. Las materias primas y recursos naturales de países tercermundistas son elementos clave para abastecer la demanda de los países del primer mundo y el problema surge cuando estos bienes escasean debido a las sequías, deforestaciones o agotamiento de los recursos naturales. Es entonces cuando estos países tienen dificultades para obtener fuentes de ingresos y cubrir la demanda de su propio país, así que recurren a lo que ofrece la madre tierra al continente africano. Meraki Bay trabaja en Sudáfrica, un país con una gran cantidad de recursos naturales pero, si no colaboramos todos y frenamos el calentamiento global, la población sudafricana dejará de acceder a sus propios recursos. Es de inmediata necesidad actuar contra el cambio climático. Hay que modificar los patrones de consumo o reducir las emisiones de CO2.
  • Las enfermedades y epidemias: aquí influye la falta de capital humano y médico para ofrecer condiciones hospitalarias adecuadas y/o o tratamientos necesarios contra determinadas enfermedades. Si un país tiene que invertir en medicinas para curar a su población, no puede invertir en otros recursos y, en consecuencia, la pobreza no desaparece.
  • Las guerras y los conflictos armados son otras de las causas sociales a tener en cuenta. Abastecer de armas a un estado requiere de mucho capital e inversión, el cual se deja de invertir en suministro de bienes básicos. Además, las infraestructuras del país se ven afectadas. Pero, más allá del capital económico está el capital humano. Mueren los más jóvenes, que son los que van a la guerra, y esto provoca escasez de mano de obra.
  • Por última, la discriminación de género, que es a la vez causa y consecuencia. Las culturas más sexistas no permiten a las mujeres acceder a ciertos trabajos o estudios, disminuyendo así el capital humano del territorio. A su vez, esta situación alimenta la desigualdad de la riqueza ya que la población femenina tiene menor acceso a recursos económicos para sustentar a sus familias.

 ¡Quiero donar!

¿Qué hacemos en Meraki para acabar con la pobreza extrema?

Los países capaces de mejorar este problema siguen actuando de manera interesada y no se preocupan por los territorios más desfavorecidos. Las empresas ricas compran los recursos naturales o explotan la mano de obra, y este tipo de actividades aumentan la desigualdad de la riqueza de manera desproporcionada.

Es necesario evitar que personas del primer mundo se aprovechen de la situación desfavorecida de estos países pobres y en Meraki Bay intentamos precisamente revertir esa situación. A través de nuestra ONG española contribuimos a disminuir la pobreza en Ciudad del Cabo, Sudáfrica, trabajando con niños, mujeres y jóvenes. Les proporcionamos la ayuda al desarrollo necesaria para emprender. Asimismo, contamos con un área de empoderamiento para ellas y realizamos actividades con los más pequeños para que crezcan en un ambiente sano y tranquilo, fuera de conflictos.

En Meraki bay ponemos todos nuestros esfuerzos en disminuir en la medida de lo posible las causas de la pobreza en la comunidad de Hangberg, pero el problema es más complejo y profundo. Por ello,  necesitamos de tu ayuda para crecer, ¡colabora con nosotros y participa en esta lucha contra la pobreza y la desigualdad económica! ¡Dona Meraki!

¡Suscríbete a nuestra newsletter y entérate de todo lo que pasa en Meraki!

You have Successfully Subscribed!